Voz de mi hija. . Aline

Voz de mi hija

jueves, 29 de mayo de 2008

GRACIAS FAIR LADY Y GATADANGORA









La vida es un continuo retorno de nuestros pasos, como si quisiéramos vivir de nuevo nuestra historia. Sin embargo ésta se va escribiendo poco a poco en cada suspiro, y nada ni nadie puede volver a redactarla. Podemos emborronar alguna parte, cerrar la puerta de nuestros sentimientos, pero siempre aparecerán en el fondo de nuestro inconsciente. Dicen que podemos recorrer varias veces el mismo camino, realizar el mismo viaje, pero aunque así fuera siempre sería distinto, nunca sería lo mismo. Todo puede encontrarse igual: el paisaje, la gente, nuestra predisposición.... pero nosotros no somos los mismos. Somos como nuestra historia, elementos en constante evolución, vasijas que se van llenando y rellenando...Nos equivocamos cuando buscamos repetir las sensaciones que acompañaron nuestros pasos. No es posible recrear tiempos pasados, no es posible hacer copias exactas de dos instantes que se conjugan en diferente tiempo, momento o situación, no es posible detener el agua con nuestras manos, no es posible vivir eternamente en primavera, ni es posible llorar con las mismas lágrimas...



Ahora más que nunca necesito fortaleza para continuar este largo camino de la vida. Muchas veces la debilidad y la inseguridad se adueñan de nosotros; hace muy poco un enemigo conocido por ansiedad casi me gana la batalla. En aquellos momentos de respiración agitada me aliviaba recordando mi infancia, cuando la vida era solo un racimo de ilusiones, cuando sonreir no suponía ningún esfuerzo, cuando la inocencia triunfaba sin pensar en el largo camino que me quedaba por recorrer.


Son largos los caminos de la vida, pero vale la pena recorrerlos a pie.









Pocas veces entrego o paso un premio de los que me otorgais. Me resulta difícil, supongo que como a todos, pero esta vez hay uno que me gustaría dar por el brillo de sus blogs y la amistad que nos une a pesar de la larga distancia que nos separa.




Se trata del premio BRILLANTE WEBLOG y los dos nominados son:


El Blog de MARTIN

http://tork-martin.blogspot.com/


El Blog de SAFIRO

http://arimtienezafirosypiedrasenelzapato.blogspot.com/




lunes, 12 de mayo de 2008

Cuatro premios +



















Gracias Gatadangora, Tork y Fair Lady



por el premio "I love you this much"


Gracias Aguabella por el premio al "Buen Corazón"




Tengo unas preguntas "cotillas" que contestar. Bien ......


*Un color: Siempre el Azul.

*Un número: El 23.

*Un libro: La Venus del cuadro.

*Una canción: Melodía desencadenada.

*Una comida: El pescado.

*Un postre: Todo lo que sea chocolate.

*Un lugar: París.

*Una película: Cleopatra.

*4 x7 : 27+1

*Un momento del día: Cuando salgo a pasear y me tomo un café.

*Un momento de la noche: A partir de las doce cuando escribo y leo en solitario.

*¿Blog, foto o chat?: Blog, sin dudarlo.

*¿Te has sentido alguna vez acosada virtualmente?: Nunca.

*3 x 8 : 23+1

*Un referente en tu vida: Vivir el momento.

*Un referente histórico: Fleming y la Penicilina.

* Un referente de ficción: Superman evidentemente.

*¿Un café?: Con leche, caliente y poco azúcar.

*Proyectos inmediatos: La boda de mi hija mayor.

*¿Eres feliz?: En la balanza de mi vida pesa más lo bueno que lo malo.

*¿Te atreves a decir tu edad?: La que está en el D.N.I


.

6 COSAS QUE SI Y 6 COSAS QUE NO ME GUSTAN


ME GUSTA: Salir a comer con mi familia.

Escuchar música de piano, sobre todo tocada por mi hija .






Volar hasta con la imaginación.

Escribir.

La decoración y las flores
La pintura, el dibujo y el arte en general.

NO ME GUSTA: La mala educación.

La violencia.

La avaricia.
La humillación
.

El sufrimiento




La vagancia (no la soporto)




Besos a todos



lunes, 5 de mayo de 2008

DIEGO MARÍN AGUILERA. EL HOMBRE PÁJARO





Castillo y escudo de CORUÑA DEL CONDE ( Burgos)




El castillo que mandó levantar el Conde Gonzalo Fernández, padre de Fernán González, en el año 912, fue disputado por Almanzor y los castellanos durante las incesantes guerras que mantuvieron moros y cristianos en las últimas décadas del siglo X.
Se localiza en un cerrete que domina la población. Se conservan maltrechos tramos de paredes y cubos cilíndricos y prismáticos almenados.

Ésta ha sido una de mis últimas visitas a las históricas y viejas tierras castellanas en las que se encuentran lugares que merecen un poco más de atención.
Es lamentable que no se haga nada por este castillo histórico, en ruina progresiva, situado en una de las comarcas más hermosas y plenas de patrimonio histórico.



Es importante también destacar su puente romano.


Puente romano





LOCKHEED T-33


En la localidad burgalesa de Coruña del Conde, junto a las ruinas de su castillo, se encuentra este viejo Lockheed T-33 Shooting Star que en su día prestó servicio en el Ejército del Aire español. Es un homenaje a Diego Marín Aguilera, natural de este pueblo, quien el 15 de mayo de 1793 voló con un ingenio de su creación convirtiéndose en el primer español que surcó los cielos en un aparato al cubrir una distancia de 431 varas castellanas.




La vara castellana o vara burgalesa equivale a 83,592 cm, aproximadamente 0,836 m.






Parece que el primer ser humano en volar a bordo de una máquina más pesada que el aire no fue Orville Wright . Un inquieto burgalés se empeñó en imitar a los pájaros en pleno siglo XVIII. Tal gesta sucedió, al parecer, el 15 de Mayo de 1793, cuando Don Diego Marín Aguilera, vecino de Coruña del Conde, un pueblo cercano a la burgalesa localidad de Aranda de Duero, en España, voló con un aparato de su invención.
¿Era un loco o un inconsciente? Nada de eso, preparó su aventura con mucho cuidado y con gran entusiasmo, pero sin dejar nada al azar.





Diego Marín Aguilera, nacido hacia 1758 en la localidad de Coruña del Conde ubicada a unos 26 km al nordeste de Aranda de Duero (Burgos). Don Diego tuvo el sueño de volar, pero no se resignó a mirar con envidia a los pájaros, pues decidió desafiar a la gravedad y volar de verdad, más allá de lo que da Vinci había simplemente imaginado mucho años atrás. Diego Marín era el mayor de siete hermanos. Hijo de Narciso y Catalina, se convirtió en todo un experto en el vuelo de las aves, tras pasarse gran parte de su juventud observándolas planear sobre las tierras de Burgos, pues mantuvo a la familia con su trabajo de pastor. Cuando contaba solamente con once años, ideó un mecanismo capaz de mejorar el rendimiento del molino instalado en el río Arandilla. Viendo que eso de las máquinas se le daba muy bien, se esforzó en inventar algunos mecanismos novedosos, como una máquina capaz de fabricar paños de tela o una sierra mecánica para seccionar mármol, que se aplicó en la cantera del Espejón.


Pero eso eran asuntos menores, pues su obsesión era el vuelo. Investigó metódicamente las técnicas de vuelo de las aves, así como su anatomía. Tras haber pasado años recopilando todo tipo de datos, creyó llegado el momento de construir su “pájaro” artificial, en secreto, ayudado en solitario por el herrero del pueblo.
El plan de vuelo era sencillo, pero increíble. Deseaba lograr una máquina con la que poder volar desde Coruña del Conde hasta el Burgo de Osma y luego hasta Soria, para visitar a sus parientes. En 1793 el “pájaro” de madera y metal ya estaba terminado, era un planeador con envergadura de unos ocho metros y cuerpo con más de cuatro metros. Su superficie estaba recubierta de plumas y, sus alas, contaban con una especie de alerones controlados por medio de manivelas. La cola, podía orientarse por medio de dos estribos. Un “avión” tan grande no puede ser manejado por una sola persona, así que Diego pidió ayuda a algunos amigos, como Juan Barbero y su hermana.
Finalmente llegó el 15 de Mayo de aquel año. Laboriosamente, el grupo de amigos elevó al “pájaro” hasta lo alto de la cresta caliza sobre la que se asienta el castillo de Coruña del Conde. Desde allí, pilotado por el entusiasmado Diego, se deslizó al vacío. Al contrario de lo que pueda parecer, no se estrelló de lleno, planeó, llegando a recorrer más de trescientos metros de distancia, hasta que tocó suelo a causa de una rotura en un perno. ¡Diego seguía vivo! .

Tras este primer intento, los amigos decidieron perfeccionar el mecanismo, que funcionaba a la perfección, reforzando algunos puntos del “avión”. Todo fue en vano, pues los vecinos del pueblo se enteraron de tan osada y “brujeril” aventura y decidieron quemar la “demoniaca” invención. Diego sufrió una gran depresión por aquello, un abatimiento que le llevó a la tumba prematuramente pocos años más tarde.


Diego Marín Aguilera decidió que su primer vuelo tuviera lugar en la noche del 11 de mayo de 1793, aunque algunos autores citan el 15 de mayo. La elección de hora nocturna no era sino una medida precautoria aunque la tenue luz de una luna llena le prestó su colaboración , como ya he dicho antes, se partió un perno de fijación de una de las alas y cayó a tierra en las proximidades del arroyo de Fuente Gadea.
El precursor burgalés había volado, pero no había cubierto su objetivo. Animado por el éxito decidió reconstruir su ingenio volador, pero enseguida había corrido por Coruña del Conde la noticia de su vuelo y tristemente tuvo que desistir. Murió en su ciudad natal en 1804.


Diego Marín Aguilera no fue olvidado, y hoy en el lugar desde donde se calcula que inició su vuelo, un T-33 donado por Ejército del Aire recuerda su gesta.






Más de dos siglos después, y, en su honor, hoy hay centros de enseñanza en Burgos que llevan su nombre y en lo alto de un castillo en ruinas podemos visitar el monumento a este pionero de la aviación frente al castillo de Coruña del Conde, lugar desde donde realizó su sueño de volar como un pájaro.

"Volar es una metáfora profundamente enraizada en el ser humano que encarna su ambición por ejecutar todo aquello para lo que no ha sido diseñado."